El Turco juega con los cerillos

Pregunta: ¿Es una democracia El Salvador? NO. No lo era ayer, hace 20 años, hace 30, hace 50… nunca lo fue. Claro, después del 1992 se difrazó de tal. 75 mil muertos olvidados, ningún culpable, partidos contruidos sobre las osamentas de de esos miles de cadáveres, acuerdos, besos y abrazos entre quienes se habrían matado hasta 2 meses antes. Y la ONU feliz de haber logrado la paz. Hasta los jesuitas, que enterraron sus mejores mentes, estaban felices. Si la guerra fue un espectáculo indigno, la paz fue un circo de payasos sin talento. Siguiron gobiernos democráticos. Toda una fiesta, el pueblo, los que quedaron vivos, los que no huieron a Miami, los ricos, los que no se escabulleron en EEUU, los pobres, iban felices a votar. ¡Democracia!

25 y más años de este circo. Presidentes fugitivos, presos, muertos (¿?), en fin, hay muchos que quizá preferirían a los militares y a la Guardia Nacional.

En la ultima elecciones la confrontación ARENA vs FRENTE se rompe. Aparece un nuevo sujeto político. Una esquirla enloquecida de la izquierda. El Turco. Sabe que los demás están desgastados, sin credibilidad. Presenta sus ideas, que no existen, pero existe su cara y su sonrisa ironica, su critica caustica contra todos. Usa los medios sociales, en un país de jóvenes, vende humo, mucho humo, y le resulta. Logra trasformar una democracia coja en una oclocracia. Oclos, del griego que significa muchedumbre, los más bajo. Hasta en la antigua Grecia se diría “los cerdos”. Los que no piensan, los que no conocen su pasado, los que creen en todo los que es nuevo, los que huyen de la historia de su pueblo, los que creen de ser medio gringos, los que sueñan en Nike y Celulares ultimo modelo, los que creen que un joven presidente barbudo los llevará afuera de Centroamerica.

El Turco llamó a la sedicción. Ni el sabe que es. Azuza algo que, si pasara, ni puede controlar. Juega con el fuego. Y al jugar con fuego uno acaba quemado. Literalmente. Si creas el caos los primeros que se aprovechan son los mareros, pagados para no molestar la imagen de la presidencia. Pero no sería de confiar demasiado. ¿Los demás? Llenan las redes sociales, las atascan, pero cuando ven militares y policía desaparecen. Atrás de su computadora.

El turco juega con los cerillos. Antes o después se va a quemar los dedos. Tiene solo una alternativa: con calma y sin jalones transformar esta en una Oclocracia, donde él va a ser el guardian, líder, de la masas de inútiles. Que actualmente son su base. Ups… me equivoque, si no hago un disparate, ni base tiene.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s